• Smoking Brains

Toyota Kata: Improvement Kata

Este el primero de dos artículos que hablan sobre la Toyota Kata, así que aprovecharemos la misma presentación a modo de calentamiento. Cabe resaltar que estos artículos vienen por el uso intensivo que le damos a este método, tanto en cliente, como cuando realizamos talleres de retrospectivas.


¿Qué es la Toyota Kata?

Toyota Kata es el conjunto de dos patrones de mejora continua basados en el pensamiento científico:

Ambos patrones se basan en prácticas deliberadas con el objetivo de alcanzar metas complejas a través de experimentos que nos ayudarán, tanto de forma individual como trabajando en equipo, a tomar decisiones basadas en el aprendizaje. Suena bien, ¿no? Bastante, aunque aquí surge otra pregunta


¿Qué hay detrás de la Toyota Kata?

La filosofía detrás de la Toyota Kata se resume en dos conceptos muy básicos.


  • La segunda ley de la termodinámica: todo se deteriora con el tiempo. No existe una condición estable que pueda ser mantenida. La única solución es la mejora continua.

  • Hacer crecer a la gente y maximizar el potencial humano mediante la mejora continua como parte del trabajo diario.


¿Kata, eso es japonés?

Sí, es japonés y significa “forma”, la Wikipedia tiene un denso artículo donde nos explica el significado de la palabra. Para nuestros intereses podemos resumir Kata como:

Rutina o repetición de un patrón para conseguir algo.


Con estos conceptos que hemos ido repitiendo hasta ahora (rutina, aprendizaje, práctica deliberada, mejora continua, experimentos) entremos en materia comenzando, en este primer artículo por la primera de las katas.


Improvement Kata

Si buscamos este término en internet nos encontramos con muchos ejemplos. Quizás el gráfico más conocido que resume la Improvement Kata sea éste:


En la imagen vemos que se trata de seguir 4 pasos:


  • Entender la dirección - ¿hacia dónde queremos ir?

  • Entender la condición actual - ¿dónde estamos ahora?

  • Definir la siguiente condición objetivo - teniendo en cuenta la dirección, ¿a dónde vamos?

  • Ejecutar experimentos que nos acerquen a ese objetivo definido - ¿qué hago para llegar allí?

Veamos un poquito cada uno de ellos con más detenimiento.


1. Entender la dirección (Get the direction or challenge)

Podemos renombrar dirección como: Estrella del norte, objetivo final, deseo...

Básicamente se trata de definir brevemente una dirección para establecer planes a corto plazo. Para ir bien, deberíamos poder resumir tanto la salida que esperamos como el proceso que nos gustaría seguir para llegar a ella.

Este objetivo no tiene porqué ser desde un punto de vista realista alcanzable en el tiempo que nos proponemos pero sí ha de marcar una dirección clara de hacia dónde queremos dirigirnos.

Por ejemplo: “Cero bugs en producción”, os suena? ;)


2. Entender la condición actual (Grasp the current condition)

Entender la condición actual es la base para poder ir hacia adelante. ¿Dónde nos encontramos ahora en relación a esa dirección que hemos definido?

Un punto importante a tener en cuenta aquí, a parte de saber dónde estamos, es preguntarnos: ¿qué nos impide mirar hacia esa dirección? ¿Qué obstáculos nos encontramos? Esta pregunta será crucial para poder ejecutar el punto 4 de nuestra kata.


3. Definir la siguiente condición objetivo (Establish your next target condition)

Llegados a este punto sabemos cuál es nuestra dirección, dónde estamos pero, ¿vamos directamente hacia allí? No.

Hemos comentado que la dirección final, nuestra Estrella del Norte, el faro que nos guía, no tiene porqué ser alcanzable desde un punto de vista realista, y dirigirse hacia un objetivo de esas características, por lo general, genera frustración, cansancio y desmotivación.

Nuestro siguiente paso es, por tanto, definir un objetivo real, siguiendo la dirección definida, hacia el que queremos ir.

La condición objetivo tiene que describir tanto la salida como el proceso e, idealmente, se tiene que poder llegar en un periodo corto de tiempo. Cuanto más corto, más aprenderemos.

Una buena condición objetivo tiene que suponer un reto; tiene que ser, por tanto, ni muy fácil, ni muy difícil. Una buena frase para definir este objetivo es que tiene que estar un poco más allá de lo que podemos ver claramente.

¿Por qué? Ponernos objetivos que se encuentran un paso más allá de lo que conocemos nos ayudará a aprender poco a poco, y el aprendizaje es la base para la mejora continua. Si tuviéramos que explicarlo con un gráfico, sería algo así:



4. Ejecutar experimentos (Conduct experiments to get there)

Una vez sabemos dónde estamos, cuál es nuestra dirección y hacia dónde queremos ir es el momento de emprender el viaje. ¿Cómo? Respondiendo básicamente a una pregunta: ¿qué probamos para llegar allí? Y es aquí donde entra plenamente el método científico en todo su esplendor ya que vamos a aprovechar cada experimento que hagamos para:

Probar - Aprender - Reajustar


Recordemos que el paso 2 de la Improvement Kata, cuando definimos la situación actual, analizamos qué obstáculos teníamos delante. Una buena práctica para definir el experimento (iremos uno a uno) que queremos ejecutar es preguntarnos: ¿qué obstáculo quiero abordar?

Cada experimento se basa en el ya conocido ciclo PDCA (Plan, Do, Check, Act).


¿Qué obstáculo voy a intentar sortear? ¿Cómo?Diseño un pequeño experimento.¿Qué espero resolver?Ejecuto el experimento. Si puede ser un experimento rápido, mejor, aprenderé más rápido.¿Qué ha pasado?¿Es lo que esperaba?¿Qué he aprendido?Replanificación, ¿o lo intento otra vez?


Es en este último punto donde nos pueden surgir dudas acerca de los resultados obtenidos. ¿Pruebo otra vez lo mismo y miro de obtener mejores resultados? ¿Pruebo otra cosa relacionada con el mismo obstáculo? ¿Escojo otro obstáculo que afrontar?


El consejo que os podemos dar es: Cuanto más aprendamos y cuanta más información tengamos, mejor. Es interesante intentar expandir el conocimiento explorando alternativas antes que profundizar en única solución. Todo será un compromiso entre la cantidad de experimentos que podamos hacer y lo rápido que obtengamos los resultados de cada uno.

Es muy importante también llevar un registro de los experimentos realizados. Existen varias plantillas e incluso podemos hacernos una que se ajuste mejor a nuestro contexto.


¿Qué nos falta?

¡Muchas cosas! Sobre todo: práctica, práctica, práctica, práctica deliberada. Esta kata es una forma de pensar que tenemos que interiorizar, no se trata de hacer por hacer si no de seguir un proceso.

Nos falta también la kata que complementa la Improvement Kata, la Coaching Kata, que aporta una visión exterior a nuestro proceso que nos guía en esta mejora continua.


En Internet hay muchísima información al respecto. Nosotros os recomendamos la web de Mike Rother, así para empezar.

Como siempre, si os animáis a poner en práctica este método y os urge alguna duda, no dudéis en contactar con nosotros. :)

Barcelona © 2015 - 2019